XVII Ruta Hiponova

XVII Ruta Hiponova
23/04/2017 - XVII Ruta Hiponova

No pedalees detrás mía porque puedo no guiarte; no pedalees delante mía porque podría no seguirte; pedalea a mi lado como los amigos eternos.

He andado muchos caminos, he abierto muchas veredas; he navegado por cien mares y atracado en cien riberas.

La Bici de Montaña en Villanueva Mesía

Pedalear en bici de montaña para disfrutar de la Naturaleza en un ambiente de amistad, es el objetivo principal de este grupo de amigos y amigas amantes y entusiastas de este deporte.

Si te apetece dejar constancia de tu opinión o dejar tu comentario para que sea compartido por todos, no dudes en hacerlo, lo único que se te pide a cambio es que lo hagas respetando las elementales normas de educación y cortesía.

Última hora

ÚLTIMA HORA: Convocada la XVII Ruta Hiponova para el 23 de abril de 2017. Inscríbete. Fin plazo viernes 21 de abril.

Actividad recomendada por la Peña

Actividad recomendada por la Peña
Más información haciendo clic en el cartel

miércoles, 15 de agosto de 2012

Pedaleando por Prado Negro


Hoy nos hemos regalado una espléndida ruta por el Parque Natural de Huétor Santillán, por la zona de Prado Negro.
Aprovechando la buena temperatura de este día, en la que un aire fresquito hacía olvidar las calores sufridas en las pasadas jornadas de Agosto,  nos hemos desplazado hasta este parque para dejar nuestros coches en el aparcamiento de la Fuente de los Potros, a la que llegamos abandonando la A-92 por la salida que pone Parque Natural de Huétor Santillán, Las Mimbres, Prado Negro. Dejamos constancia de este detalle para evitar futuros despistes, ya que haberlos haílos.

Desde el ya mencionado aparcamiento de la Fuente de los Potros, pedaleamos en suave pendiente, aprovechando para ir calentando los músculos, y llegar a repostar agua en la Fuente de Prado Negro.
Desde este punto, tomamos el carril que se encamina hacia el Cortijo de las Chozas y de la Doncella, que acaba convirtiendo en un sendero precioso.
Termina el sendero en un magnífico carril que tomamos hacia la derecha y que suavemente sube bordeando el Cerro Picón, para llegar a un punto en el que desviándonos hacia la derecha por un senderillo llegamos a una llanada que a modo de mirador natural nos presenta maravillosas panorámicas del parque natural y sobre todo de Sierra Nevada, lo que nos hace conjurarnos para volver en otra época más idónea, en la que la nieve de las altas cumbres y la verde vegetación, volverán a presentarnos sus mejores caras.
Tomado un ligero refrigerio, regresamos al carril para adentrarnos en la zona de los Sillares por su lado norte, contemplando agrestes tajos, extensiones de caliza y lapiares, entremezclados de espesa vegetación típica del bosque mediterráneo. Después del sube y baja, comenzamos a descender claramente pasando por  un montón de cortijos semiabandonados, señales de esplendor ganadero de otras épocas y que no sabemos porque han dejado de cumplir su función, quizás por una explotación no demasiado sostenible del parque, tal y como nos indican algunos de los escasos habitantes de la zona.
Dejamos el cruce del Cortijo de la Ermita para bajar hasta la abandonada y ruinosa Venta del Molinillo, otro testigo mudo de esplendores de años pasados. Volvemos a plantearnos la misma pregunta anterior, ¿qué está pasando para que los habitantes de siempre hayan ido abandonando y dejando su actividad de toda la vida? Jum, jum, jum. ¡Qué asquerosidad de basura acumulada en los tres contenedores que hay junto a la mencionada venta! La cuestión es que la basura está allí, pero nadie la recoge ofreciendo un aspecto deprimente, más en un terreno que se supone protegido. Jum, jum, jum. Esto nos huele mal en muchos sentidos...
Subimos unos metros por la antigua carretera del Molinillo, para desviarnos hacia la izquierda hasta llegar al puente de la cabecera del rio Fardes, un sombreado lugar que aprovechamos para tomar alguna frutilla variada y recuperar algunas energías.

Pronto volvemos a pedalear, cruzando el puente e iniciando una subida que pasa bajo la A92 y que nos posibilita tomar un carril que sigue tomando altura por el otro lado de la A92, muro artificial que parte el parque por esta zona. Pronto volvemos a tener vista de pájaro y se nos presenta la otra cara, de la que veníamos, con el telón de fondo del Collado del Agua y de Sillar Alta. El cielo azul pone el resto al paisaje.
Termina la subida en un espléndido mirador, para empezar a bajar de nuevo de forma trepidante, volviendo a cruzar bajo la vía y acabar en la antigua carretera que tomamos hacia la izquierda. Una vez arriba, nos desviamos por carril de servicio de la A92, adentrándonos en un espléndido pinar, denso y extremadamente oloroso, para pronto llegar hasta el Cortijo del Chorrillo, el de las frescas y deliciosa aguas. Allí nos refrescamos, además de charlar un ratico con sus habitantes, especialmente con el agradable Emilio y el amable dueño del cortijo.
Sin mucha demora, emprendemos el regreso por una preciosa trialera hasta la Fuente de los Potros. Guardamos las bicis, contentos y conscientes de haber vivido una fabulosa jornada de pedaleo que habrá que repetir a menudo.
A partir de este momento, comienza la otra aventura, la del Mesón del Jabalí, la del choto, y la de la visita a la cascada del Despeñadero.
 
Datos de la ruta:
- Bikers: 7
- Recorrido: 30,06 kms.
- Desnivel acumulado: 665 m
- Duración: 4h 4min
- Altura máxima: 1628 m
- Altura mínima: 1191 m
- Dificultad: Media-Moderada.

Descarga el track de la ruta:


Disfruta de las fotos de la jornada:


El vídeo:

No hay comentarios:

Buscar en este blog

Bicicolegas

Bicicolegas
En el Bañuelo de Salar